Maria Méndez y Mariate Lorenzo, durante la rueda de prensa.

La consejera de Turismo, Cultura y Deportes del Gobierno de Canarias, Mariate Lorenzo, junto a la gerente de Promotur Turismo de Canarias, María Méndez, ha presentado este viernes, 3 de marzo, los detalles de la participación de Canarias en la feria ITB de Berlín que se celebrará entre los próximos días 8 y 12 de marzo. La presencia de las Islas en una de las citas turísticas más importantes del mundo está marcada, en esta edición, por la situación del mercado alemán, con ciertas incertidumbres que lo pueden convertir en la excepción de la bonanza turística prevista para este año 2017 para Canarias.

"Aunque el mercado alemán", tal y como destacó Mariate Lorenzo, "cerró el año 2016 con un total de 3.166.443 turistas, lo que implicó un incremento del 10,37% respecto al año anterior, los datos apuntan a que en este año 2017 puede cambiar la tendencia positiva que ha mostrado en los últimos tiempos el país germano en Canarias". "Y es que -continuó Lorenzo- está mostrando signos de estancamiento debido, entre otros motivos, a su madurez y al envejecimiento de su población viajera, que parece estar optando de nuevo por unas vacaciones más cercanas, en el propio país o en otros como Austria, además de que destinos competidores como Egipto y, sobre todo, Grecia, empiezan a recuperarse".

Ante esta situación, Canarias participa en una nueva edición de la feria ITB de Berlín con la finalidad de "trabajar intensamente con aerolíneas y touroperadores para paliar el leve retroceso que el mercado alemán pueda tener a corto plazo en nuestro destino turístico", aseguró Mariate Lorenzo. En ese sentido, se ha previsto una intensa agenda de trabajo con alrededor de una veintena de aerolíneas y operadores turísticos como Air Berlin, Thomas Cook y Jet2, entre otros.

Por otra parte, y con el objetivo de no depender únicamente de la situación socio-económica de los diferentes mercados, la responsable del área de Turismo recordó que "desde el Ejecutivo autónomo venimos trabajando en una política promocional cuya clave es diversificar los mercados. Teniendo en cuenta la situación por la que atravesará Alemania, esta línea de trabajo cobra aún más fuerza".

De hecho, las perspectivas para los próximos meses auguran una gran temporada de verano en Canarias (abril-octubre), con un incremento de la capacidad aérea del 8,4% (3% península y 10% extranjero), que permite compensar ampliamente el leve freno del mercado germano. Los datos apuntan a que la capacidad aérea regular entre Alemania y Canarias puesta a la venta para la citada temporada de verano desciende en estos momentos el 1,1%, respecto al verano anterior.