Resultado de imagen de Un iceberg de 3.000 kilómetros cuadrados

Un equipo de científicos del proyecto MIDAS, grupo con sede en el Reino Unido, ha revelado que un iceberg de unos 3.000 kilómetros cuadrados está a punto de formarse en la Antártida; es decir, de un tamaño comparable a la isla de Mallorca.

Este fenómeno es debido a que en el año 2014 una grieta comenzó a extenderse a través de la plataforma Larsen C, que es una enorme plancha de hielo flotante en la Península Antártica. Y ahora solo está a unos 16 kilómetros del mar abierto.

El instrumento Multi-angle Imaging SpectroRadiometer (MISR) a bordo del satélite Terra de la NASA captó imágenes de Larsen C el 22 de agosto de 2016, cuando la grieta era de 130 kilómetros de largo; el 8 de diciembre de 2016, cuando la grieta se extendió a 145 kilómetros; y el 6 de abril de 2017, cuando llegaba a 180 kilómetros.

Los falsos colores compuestos se crearon con imágenes de MISR con las cámaras en posiciones anteriores, verticales y posteriores a la zona. Mediante la combinación de los diferentes ángulos en una imagen, es posible discernir la "textura" de la superficie. Las superficies de hielo y agua más rugosas aparecen de color naranja; las áreas con hielo liso aparecen azules.

La plataforma de hielo es generalmente más lisa que el hielo, con la excepción de la grieta, una indicación de que está creciendo activamente. En agosto, el hielo marino formó una superficie lisa y continua debido al frío clima invernal.

MISR detectó superficies más gruesas (color más naranja) en el mar en diciembre de 2016 debido a que el cálido clima de verano había derretido el hielo hasta un punto en el que muchos pequeños trozos de hielo flotaban en la superficie. Y este mes de abril, el hielo marino estaba parcialmente roto.